Ante previsión de un verano complicado, avanzan obras para evitar la falta de agua

La llegada de la época estival enciende nuevamente las alarmas en cuanto a la situación hídrica en la provincia. Es que si bien se advierte que los niveles del río Paraná no llegaron a la bajante extrema que se estimaba para esta fecha, aún siguen siendo preocupantes por la falta de lluvias frecuentes y copiosas.

Una de las zonas más complicadas es siempre la rural, pues en los sectores más alejados es donde mayor complejidad hay a la hora de llegar con el servicio, como sucede en las colonias de San Pedro. Otra de las localidades que también viene buscando estrategias para evitar inconvenientes en el verano es Iguazú, donde aunque se logró mantener la operatividad de la toma de agua aún persiste la emergencia.

Asimismo, desde las cooperativas se señalan también algunos de los problemas que deben pasar y las acciones que se están llevando a cabo para intentar abastecer a todos los vecinos, teniendo en cuenta la creciente población y consecuente consumo.

Daniel Sena, presidente de la Federación Misionera de Cooperativas de Agua Potable, remarcó: “Estamos un poco mejor que el año pasado en esta época, si bien es cierto que hay algunos lugares que están ya con un 15 a 20% menos de posibilidades de captar agua en forma plena”.

En comunicación con el programa Acá te lo contamos por Radioactiva 100.7, explicó que la parte más afectada es la zona donde se utiliza captación de agua subterránea, como el caso de Alem y la zona de las sierras, “pero estimamos que si continúan las lluvias, podemos seguir teniendo esperanza de que se filtre el agua hacia las napas subterráneas”. No obstante, alertó a los usuarios para que eviten el derroche, teniendo en cuenta que si sigue esta situación de pocas lluvias, “en 15 o 20 días ya va a empezar a haber problemas”.

“Por eso es que siempre pedimos que la comunidad cuide el uso, que no lo malgaste porque ese es uno de los grandes problemas que tenemos. Hay dos cosas: por un lado, el pronóstico de que teníamos de que el caudal del río Paraná iba a estar peor no se cumplió, pero no es que mejoró mucho, mientras que respecto al consumo, día a día hay más conexiones y es un problema más grave cuando no lo cuidamos porque puede haber más usuarios, pero si todos cuidamos, podemos mantener la brecha”, aseveró.

Problemas y soluciones

Sena trajo a colación un viejo proyecto relacionado con ejecutar un acueducto en el río Paraná, para suministrar a todo el sector de la ruta 14. “Es un proyecto millonario y en este momento no están dadas las condiciones para que se realice”, dijo.

Y agregó que otra de las acciones que contribuyen a un buen servicio es el cuidado de las cuencas. En tanto, sobre las cooperativas, adujo que algunas “están mucho mejor en cuanto a la inversiones y los equipamientos, pero hay otras que por su forma de obtener el agua es muy costoso. Las que tienen plantas, tienen otro tipo de cuidados y otro tipo de inversión”.

Asimismo, Rudi Joner, de la Cooperativa de Servicios de Candelaria (Coscal), indicó: “Estamos funcionando sin faltantes, trabajando a un 50% de la capacidad operativa de la planta,  aprovechamos la época de bajas temperaturas para realizar envío de redes y prepararnos para el verano caluroso que está entrando”

Al igual que Alejandro Osudar, encargado de la parte de agua de la Cooperativa de Concepción, quien aseguró que se está trabajando bien, aunque hizo hincapié en la necesidad de no derrochar el vital líquido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.