Stelatto: «Nuestra gestión busca un nuevo contrato urbano, que apunte a una Posadas sustentable e inclusiva»

El intendente de Posadas, Leonardo “Lalo” Stelatto abrió este lunes un nuevo período de sesiones ordinarias del Concejo Deliberante. “La transformación urbana que esta gestión viene a plantear no es solamente una transformación de infraestructuras y obras. Es esencialmente cultural, expresada en un nuevo contrato urbano, en el que cada uno de quienes hacemos Posadas, de quienes vivimos aquí, tengamos derechos y obligaciones claros, y avancemos hacia una ciudad nueva y mejor, basada en dos lineamientos centrales que definen lo que queremos ser: la sustentabilidad y la inclusión”, sostuvo.

Lo recibió el titular del Deliberativo, Facundo López Sartori, para una sesión virtual, donde ediles y funcionarios del Gabinete comunal, así como el resto de la ciudadanía siguió el discurso de manera virtual.

“La escena de esta sala vacía, compartida con el Sr. Presidente y el Sr. Secretario, hablando a una cámara y en forma remota a los demás integrantes del cuerpo, a la prensa y a los vecinos de la ciudad, ponen en evidencia que el tiempo transcurrido desde mi discurso anterior planteó una extraordinaria transformación en nuestras sociedades, cuyas consecuencias definitivas estamos muy lejos de poder medir”, indicó acerca de la continuidad de la pandemia del coronavirus.

El intendente dedicó su mensaje “a las víctimas que la pandemia de COVID-19 ha dejado, a los que ya no están, a quienes han sufrido sus más duras consecuencias, en la salud y en el trabajo, y a quienes han realizado esfuerzos y sacrificios enormes, a veces invisibles, para cuidar a nuestra gente, como los trabajadores de salud y sanidad, limpieza y saneamiento, logística y producción, seguridad y transporte, entre tantos otros que siguieron en la trinchera cuando la mayoría tuvo que refugiarse en sus hogares”.

“En 2020, nos acostumbramos a escuchar frases como ‘cisnes negros’ o ‘nueva normalidad’, que hacen referencia a lo imprevisible, a lo temporal, a la idea de crisis. Sin embargo, considero que los acontecimientos que estamos viviendo no tienen nada de imprevisibles, sino que vienen siendo anticipados desde hace décadas por especialistas y científicos en todo el mundo, quienes advierten los peligros del avance desmesurado sobre nuestra naturaleza, de la alteración del clima con la actividad humana, de la inviabilidad de nuestras ciudades, enfermas de inequidad y precarización. El coronavirus puso en evidencia el agotamiento de un modelo de crecimiento voraz, basado en la utopía de recursos inagotables y un consumo desmedido como forma de felicidad, pero también puso en evidencia la crueldad de las desigualdades, con países que acaparan vacunas para tres y cuatro veces su población, mientras que otros no han accedido aún ni a la primera dosis”, consideró el jefe comunal.

Los argentinos, acostumbrados a discutir periódicamente sobre proyectos antagónicos y extremos, pudimos entender el valor que tiene un sistema de salud pública amplio e igualitario, un Estado dotado de herramientas de gestión, un sistema científico y una red de profesionales formados, y un mercado interno con capacidad de producción y consumo. Se trata de objetivos indiscutibles, de necesidades fundamentales para tener un país soberano y justo. En esta instancia, las grietas de la política son una falta de respeto a nuestro pueblo y al dolor que atravesó en tantas tragedias. Y nosotros, los dirigentes de todos los sectores, tenemos la obligación de avanzar en estos consensos de una vez por todas. Porque el tiempo ya se acabó, el futuro está entre nosotros, y los escenarios distópicos de la ciencia ficción son una realidad que se nos presenta en forma contundente e ineludible. Es nuestra obligación trabajar juntos para consolidar las bases de una nueva forma de comunidad, de recuperar lo que nos une y hermana, de reformular nuestra identidad para dar lugar a la diversidad, a la solidaridad y la cooperación. Poniendo en primer lugar al ser humano, protegiendo aquello que nos hace profundamente humanos, nuestros derechos fundamentales, a la vida, la libertad, y la dignidad”, sostuvo Stelatto.

Y en ese marco elogió al “misionerismo, el proyecto político que expresa el Frente Renovador Misionero, que no entiende de grietas ni divisiones, ni de batallas estériles. El movimiento fundado y conducido por el Ingeniero Carlos Rovira llegó para sentar las bases de una nueva provincia, dejando atrás aquellos antagonismos que sólo sirvieron para postergar las soluciones a los problemas acuciantes de nuestra gente. Debemos tener muy claro, como dirigentes, como militantes y como ciudadanos, que es nuestra obligación hacer de la política una herramienta de transformación y participación, de diálogo y construcción, dando lugar a todas las voces, pero con una visión clara que no permita desvíos del camino hacia el desarrollo integral de Misiones.”.

Fue enfático el intendente al sostener: “Cuando hay voces que salen a decir que la gente se cansa de votar o no cree en la política, le faltan el respeto a la democracia que tanto nos costó a los argentinos. Votar, participar, debatir y aportar a nuestra comunidad es la mayor expresión de ciudadanía, y quiero propiciar la ampliación de la política a cada vez más sectores, a la diversidad que es nuestra ciudad, para que no haya discursos hegemónicos que se adjudiquen una representación que no tienen. El diálogo es nuestro mayor activo, es lo que nos hace fuertes. Porque hay nuevos liderazgos que buscan su lugar en la esfera pública, con todo el derecho a participar. Bienvenidos sean, para contribuir a mejorar nuestra realidad”.

Resumió el trabajo de su primer año de gestión “en tres ejes: obras públicas en los barrios, para reducir las diferencias de calidad de vida entre el centro y la periferia; recuperación ambiental integral de la ciudad, que va desde la puesta en valor de los espacios verdes hasta el rediseño integral de la recolección de residuos con perfil sustentable; e implementación de un modelo de desarrollo con inclusión, que apunta a modernizar la ciudad y nuestra capacidad de gestión para cuidar a cada posadeño”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.