Créditos UVA, avanza el descongelamiento: cuánto subirán las cuotas desde el 1° febrero.

El gabinete económico, con Santiago Cafiero y el ministro de Economía Martín Guzmán a la cabeza terminará de definir este jueves si mantiene o termina con el congelamiento de los alquileres y de las cuotas de créditos UVA más allá del próximo domingo 31.

En ese sentido, según pudo saber TN.com.ar, en el Gobierno suma adeptos la idea de aplicar desde el mes próximo un esquema de convergencia a 18 meses para todos aquellos que tomaron préstamos para la vivienda atados a la inflación.

Si bien distintas fuentes habían comentado que estaba en análisis una nueva extensión del congelamiento por 30 días, tanto de alquileres como de créditos hipotecarios, la intención de las principales espadas oficiales es autorizar una actualización controlada para estos últimos.

El plan está diseñado desde fines de septiembre y figura en el decreto 767/2020, por el cual se extendió el congelamiento en los valores de los alquileres y en la actualización de los créditos UVA, en el marco de la emergencia pública declarada por la pandemia de coronavirus.

El esquema de convergencia pone topes para el alza de los pagos mensuales hasta julio de 2022 y abarca a todos los créditos hipotecarios UVA, que tuvieron distintos períodos con cuotas congeladas. Aquellos de vivienda de hasta 120.000 UVAs (aproximadamente US$120.000) tuvieron el beneficio desde agosto de 2019 a enero de 2020 y luego de marzo hasta el 31 de enero. Mientras los hipotecados por más de 120.000 UVAs y los prendarios (automóviles) solo accedieron a la última etapa del congelamiento.

La idea es que los incrementos se produzcan de manera gradual de acuerdo con la suba de cuotas que tuvo cada grupo de deudores. En ese sentido, explicaron fuentes gubernamentales, los tomadores de hasta 120.000 UVAs afrontaron solo dos aumentos de cuotas en el último año y medio. Esas subas fueron de 10% respecto de los valores de agosto de 2019, último mes sin congelamiento.

Además, sostienen que tras el freno a los incrementos del último año y medio, las cuotas están debajo de los valores contractuales e incluso son menores a los que hubieran tenido si el ajuste no se realizara por inflación sino por un índice que siga la evolución de los salarios, como lo hace la fórmula HogAr de los nuevos préstamos Procrear.

Resaltan que según datos oficiales, los hipotecados UVA corresponden en su mayoría a trabajadores registrados con salarios por encima del promedio y que la mora registrada no supera el 0,8% aun en medio de la pandemia.

El cuadro se completa con que el 30% de los deudores UVA compraron dólares en los últimos 12 meses, que el 65% corresponde al segmento ABC1 y que el 85% de los tomadores del crédito con cuenta bancaria en el Nación tiene una relación cuota/ingreso inferior al 35% , según un trabajo del Banco Nación, la entidad que otorgó más de este tipo de préstamos desde su entrada en vigencia.

Por eso, apuntan a que desde el 1° de febrero, las cuotas comiencen a incrementarse por encima del IPC del mes previo, a fin de “converger” con el monto teórico que se debería pagar según el contrato que tenga con el banco.

La inflación de enero se ubicará en 4%, según el último Relevamiento de Expectativas del Mercado (REM) del Banco Central (BCRA). Con ese dato y el esquema de convergencia, la cuota de febrero subiría 9% para un hipotecado UVA que fue beneficiado por el último congelamiento. Así, una cuota promedio de $14.200 congelada desde marzo de 2020, pasaría a pagar desde el mes próximo $15.500.

En cuanto a los hipotecados que tuvieron congelamiento en el último año y medio, y dos incrementos en el medio, la suba de la cuota en febrero estaría en 6,8%, calculan en el mercado. Así, una cuota que promedió los $16.600 y quedó congelada desde marzo, pasará a ser de $17.800 durante el primer mes del descongelamiento.

Desde el Gobierno enfatizan que el decreto 767 además permite un tratamiento especial hasta fines de julio de 2022 para los deudores con cuotas que superen el 35% del ingreso familiar. “La reglamentación ya vigente considera una alternativa para los casos en los que las familias no puedan hacer frente a la convergencia con sus ingresos o hayan perdido el empleo”, puntualizaron.

También sigue vigente hasta el 31 de marzo, la comunicación A7181 del Central, por la cual se autoriza a diferir hasta el final del crédito las cuotas impagas con el solo devengamiento de la tasa de interés compensatoria. Así los deudores podrán refinanciar los montos que surjan por diferencia de cuotas acumuladas en el segundo congelamiento y la convergencia a tasa 0% a pagr al final del crédito. Eso redundaría en hasta 4,4 cuotas adicionales para los deudores que tuvieron los dos congelamientos y de 2,8 cuotas más para los que se vieron beneficiados sólo por el establecido en marzo de 2020.

Con información de: TN.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.